Joomla Templates Free by College Varsity Jackets
Creado en Jueves, 07 Abril 2016

Pánfilo de Narváez

Explorador y conquistador, nacido en Valladolid en 1470, tenía gran manejo de las armas y buena reputación como soldado. Llegado a Jamaica, estuvo con Juan de Esquivel, pero al llegar a Cuba Diego Velázquez, con el que le unía una gran amistad, le pidió que pasara a formar parte de sus hombres, llegando a mandar un nutrido grupo de hombres expertos en el manejo de las armas.

En Cuba, se le mandó combatir a los indígenas, estos, al ver los caballos que les infundía miedo, se retiraron a Camagüey, siguió sus incursiones por la isla esta vez con mas hombres, y pudo apaciguar a los indigenas, le acompañaba en la expedición Bartolomé de las Casas.

De regreso a España en 1518, consiguió para Velázquez el titulo de adelantado. De regreso a Cuba, Velázquez le puso al mando en 1520, de una fuerza de 11 naves y 1000 hombres, para marchar a Méjico a capturar a Cortés. Derrotado Narváez en Cempoala en mayo de 1520, pues Cortés agasajó a las tropas de Narváez con ricos presentes, lo que hizo que muchos se pasaran a su bando, y Narváez capturado y hecho prisionero de Cortés, en la fortaleza de Veracruz, tras haber recibido muchas heridas y perder un ojo, consiguió su libertad, y volvió a España.

Conseguiría del Rey una capitulación, para la conquista de la Florida, con el título de Gobernador de un territorio que se extendía desde el río de las Palmas hasta gran parte del litoral del golfo de Méjico, partió de Sanlúcar el 17 de junio de 1527, no sin muchas penalidades al mando de cinco navíos, llegó a Cuba y de allí salió para la Florida.
Una tempestad le ocasionó importantes perdidas, con lo que le quedaba, pudo llegar al puerto de la Trinidad en marzo de 1528, llegados a ese puerto apareció Diego Mileno con gentes, pudo salir Narváez al fin con cuatro naves, y un bergantín, 400 hombres y 80 jinetes, llegando a las costas de La Florida en abril de 1528 con solo 300 hombres y 40 caballos, pues en el trayecto tuvieron problemas al encallar los barcos en Camarreo, llegaron con Narváez, Alvar Núñez Cabeza de Vaca, Alonso Enríquez, Alfonso Solís, el clérigo Fray Juan Suárez, etc., su primera incursión les llevó a los montes Apalaches, con posterioridad se dirigieron al río Magdalena, la pobreza de aquellas tierras y los indígenas le hicieron desistir. Descendieron por el río hasta el mar, en canoas, tras una tormenta muchos murieron, entre ellos Narváez, solo se salvaron 4 hombres, Cabeza de Vaca, Dorantes, Castillo y un esclavo llamado Estebanico.

La obra Naufragios (1555) de Cabeza de Vaca, uno de los supervivientes, constituye el testimonio de la expedición, según Bartolomé de las Casas, dice que fue un hombre cruel, quizás cuando escribió esto ya no se acordaba este de sus primeros años formando parte de las tropas españolas en el Nuevo Mundo.